09/12/2013

Mandela, un líder mundial

El gran Madiba – Nelson Mandela, a los 95 anos, se despide
de nosotros dejándonos un legado admirable después de sufrir 27 años en la
prisión, y  ser objeto de los vejámenes
más inimaginables como atentado contra la dignidad humana. Su ejemplo:
“aprender a amar” y “no odiar”, y dejar un país libre de opresión. Es el padre
de una nueva nación: la República Sudafricana.

 

Él mismo expresó: “la muerte es un hecho inevitable…”, pero
en verdad, él seguirá vivo entre nosotros, ya que nos deja el legado de
enseñarnos a ser revolucionarios insobornables e indestructibles, derrotando al
apartheid, una de las vergüenzas del siglo XX, una práctica criminal del
capitalismo internacional, que siempre nos recordará la masacre de Soweto y de
tantas fechorías cometidas en la
Republica
de Sudáfrica.

 

Condenado a  cadena
perpetua en 1964 con el no. 46664, su resistencia admirable y su compromiso
revolucionario, su identificación con su pueblo, la movilización y lucha del
mismo, concitó la atención mundial hasta lograr su libertad en 1990, siendo
luego electo presidente de la
República
en 1964

 

Mandela también nos dejó una lección pedagógica: “todo
parece imposible, hasta que lo hagamos posible”.

 

Denunció con energía al capitalismo afirmando ante la
realización de la Cumbre
de Copenhague: “vivimos en una isla de riqueza en un mar de pobreza”

 

El 8 de diciembre, en toda Sudáfrica, se destinará como día
de oración por su eterno descanso, y el 15 de diciembre se dará el funeral de
Estado.

 

Madiba se convierte para todos los luchadores por la
libertad, la justicia social,  la
democracia real y la paz mundial, en un modelo de revolucionario y en un
paradigma de los nuevos tiempos.

16 Vistas