05/04/2016

Cómo afectan las revelaciones de “Panamá Papers” a América Latina

Entre los mencionados en los “Panamá papers” están el
 presidente argentino, Mauricio Macri, el futbolista Lionel Messi, un
primo del presidente de Ecuador, empresarios relacionados con el presidente de
México, Enrique Peña Nieto, y con la campaña de Keiko Fujimori, candidata a la
presidencia de Perú.


En BBC Mundo le ofrecen un resumen de las
principales revelaciones en América Latina, país por país y por orden
alfabético.


Argentina


Según los documentos, el presidente Macri integró el
directorio de una sociedad offshore (extraterritorial) registrada en las islas
Bahamas, en el Caribe, desde 1998.


Identificada como Fleg Trading Ltd, el actual
presidente figuró como director y vicepresidente.


La sociedad funcionó hasta fines de 2008, año en que
Macri ejercía como jefe de Gobierno de la ciudad de Buenos Aires.


Los documentos reflejan que el máximo ejecutivo en el
directorio de Fleg Trading era su padre, Franco Macri, quien se desempeñó como
presidente, mientras que su hermano Mariano figuró como secretario.


“Es una operación legal”, se defendió este lunes
Macri, que le atribuyó la creación de la sociedad a su padre, Franco.


“Fue en el año 1998. La sociedad dejó de operar en
2008 porque no hizo la inversión. Está todo perfecto, no hay nada extraño”,
dijo el presidente en una entrevista con Canal C y LaVoz.com.ar.


También se vio señalado en los documentos Daniel
Muñoz, secretario y hombre de confianza del expresidente Néstor Kirchner. Muñoz
también sirvió durante dos años como asistente de la esposa de Kirchner,
Cristina Férnandez, presidenta de 2007 a 2015.


La familia de la expresidenta se desvinculó de la
investigación sobre sociedades en paraísos fiscales. A través de un comunicado,
los Kirchner afirmaron que no tienen “ninguna cuenta, sociedad, ni bien de ningún
tipo en el exterior” y remarcaron la situación de Macri.


Los datos filtrados revelan los nombres de 570
argentinos, entre los que también está el futbolista Lionel Messi, que afirma
haber regularizado la situación de una sociedad panameña constituida, según los
papeles, para facturar sus derechos de imagen.


En un comunicado, la familia Messi asegura que son
“falsas e injuriosas las acusaciones de haber diseñado una nueva trama de
evasión fiscal e, incluso, de crear una red de blanqueo de capitales”.


Los Messi informan que la sociedad panameña (Mega
Star Enterprises) es “una compañía totalmente inactiva, que jamás tuvo fondos
ni cuentas corrientes abiertas”.


Brasil


Panamá Papers muestra a 107 empresas offshore
vinculadas a personas o firmas envueltas en la causa judicial del escándalo de
Petrobras, informó el portal local UOL, que investigó la vertiente brasileña.


Los documentos señalan además que la empresa panameña
Mossack Fonseca creó o vendió las empresas extraterritoriales a políticos
pertenecientes a siete partidos brasileños o a familiares de los mismos, según
UOL.


En la lista divulgada no figuran miembros del
gobernante Partido de los Trabajadores (PT) y sí del PMDB, el mayor grupo del
congreso brasileño que rompió con la presidenta Dilma Rousseff la semana
pasada. También hay del partido opositor PSDB.


Una de las offshores que aparecen operadas por un
banquero suizo es atribuida al presidente de la cámara brasileña de Diputados,
Eduardo Cunha, que integra el PMDB y enfrenta en su país acusaciones de
corrupción, aunque él en un comunicado de reacción a la publicación de Panamá
Papers negó poseer cuentas en el exterior.


La investigación concluyó que algunas de las empresas
offshore operadas por Mossack están vinculadas a grandes constructoras acusadas
de pagar sobornos por contratos millonarios en Petrobras.


La firma panameña Mossack Fonseca entró en enero en
el radar de las autoridades brasileñas de la red de sobornos en Petrobras, que
presumían ayudó a ocultar identidades de dueños de inmuebles sospechosos.


Chile


El nombre más destacado de los documentos es Alfredo
Ovalle Rodríguez, presidente de la más importante organización patronal de 2006
a 2008.


Además, fue presidente de la Sociedad Nacional de
Minería de Chile (Sonami) de 2005 hasta que dimitió en 2009 por sus vínculos
con el exdirector de finanzas de la DINA, la policía secreta en tiempos del
gobierno militar de Augusto Pinochet.


En 2002, Ovalle Rodríguez y Raimundo Langlois Vicuña
recibieron un poder legal para Sierra Leona SA, una compañía panameña creada en
1987.


Ambos son directores del Grupo Minero Las Cenizas y,
según los documentos, usaron Sierra Leona para invertir en minería y en
distribución alimentaria en Chile, para recibir dividendos de sus inversiones y
para abrir cuentas bancarias en diferentes países.


Ovalle Rodríguez no respondió a la petición de
comentario realizada por el Consorcio Internacional de Periodistas de
Investigación (ICIJ, por sus siglas en inglés).


BBC Mundo intentó comunicarse sin éxito con el Grupo
Minero Las Cenizas, la compañía que preside. Medios de comunicación locales
señalan que el abogado chileno no ha podido ser contactado desde el domingo.


También le salpicó el caso al exdelantero de la
selección chilena Iván Zamorano, que negó este lunes haber eludido impuestos.


“En mi calidad de futbolista profesional, siempre mis
dineros han tenido origen conocido por todos y han tributado en los países que
correspondían, apegado a las leyes vigentes en cada uno de ellos”, expresó
Zamorano en una breve declaración pública difundida en medios locales.
Colombia


Hay más de 850 colombianos relacionados en los
papeles con la firma Mossack Fonseca. “Entre los clientes hay funcionarios, ex
servidores públicos, políticos de todas las tendencias y, principalmente,
empresarios”, dice Connectas, el medio colombiano que participó en la
investigación.


Entre ellos destaca el empresario Carlos Gutiérrez
Robayo, concuñado del exalcalde de Bogotá Gustavo Petro, de quien dijo:


“Desde 2007 hasta 2014, Gutiérrez Robayo creó una red
de 12 compañías offshore y tres fundaciones en Panamá y las Islas Vírgenes
Británicas”, según los documentos.


Gutiérrez Robayo dijo que no cometió ninguna
irregularidad y que no está siendo investigado. También señaló que nunca hizo
negocios con Petro.


Ecuador


El principal nombre citado por los documentos en
Ecuador es el de Pedro Miguel Delgado Campaña, exgobernador del Banco Central y
primo del presidente del país, Rafael Correa.


En 2012, Austrobank Panama S.A., subsidiaria de Grupo
Eljuri –uno de los principales conglomerados empresariales de Ecuador– y de
acuerdo con la filtración cliente de Mossack Fonseca, procesó una hipoteca en
nombre de Delgado y su esposa, entonces vice cónsul general de Ecuador en
Miami.


La hipoteca de US$190.000 era para comprar una casa
en North Miami Beach. En ese momento, Delgado era gobernador del Banco Central.


El primer despacho de abogados contactado por Mossack
Fonseca se negó a procesar el crédito. “Algo no huele bien”, dijo. Pero Mossack
Fonseca encontró otro abogado que registró la hipoteca en Miami.


Delgado, que vive en Estados Unidos, no respondió a
las peticiones de comentario de la ICIJ y sólo confirmó a la cadena
estadounidense Univisión que tenía propiedades en Miami.


También la Secretaría (ministerio) de Inteligencia de
Ecuador (Senain) rechazó que su titular, Rommy Vallejo, esté involucrado en
hechos revelados por los Panamá Papers.


“Rechazamos enfáticamente las falsas publicaciones
que ponen en entredicho el honor del secretario Rommy Vallejo y de la
institución que dirige”, señaló la Senain en un comunicado.


Vallejo aparece relacionado en los Panamá Papers con
Javier Molina, quien fue asesor externo de la Senain entre 2014 y 2015 y
representante en Quito de Mossack Fonseca hasta 2011.


Honduras


En los documentos se menciona a César Rosenthal, hijo
de Jaime Rosenthal, uno de los hombres de negocios más ricos de Honduras y ex
vicepresidente del país.


Jaime Rosentahl ha sido investigado por evasión de
impuestos y a principios de 2016 Estados Unidos lo pidió en extradición por
lavado de dinero.


César Rosenthal aparece en los papeles conectado a
una compañía offshore que poseía un avión que fue decomisado e inspecccionado
en Guatemala como parte de la investigación a la familia por lavado de dinero.
Las autoridades de Guatemala no encontraron contrabando en la aeronave.


Según los documentos, Rosenthal era el único dueño y
presidente de Renton Management SA, empresa creada en Panamá en febrero de 2014
para comprar el avión.


Rosenthal no ha respondido a la petición de
comentario.


México


En México, aparece mencionado Juan Armando Hinojosa,
propietario del grupo Higa e involucrado en el escándalo de la Casa Blanca, que
salpicó al presidente Enrique Peña Nieto y a su esposa, Angélica Rivera.


Llamado por algunos medios mexicanos como “el
contratista favorito” del mandatario, Hinojosa ha obtenido contratos por US$750
millones de agencias del gobierno mexicano, según Panamá Papers.


De acuerdo al portal Aristegui Noticias, que
participó en el análisis de los documentos, Hinojosa transfirió al menos US$100
millones utilizando los nombres de su madre y su suegra a través de compañías
creadas por Mossack Fonseca.


Eso ocurrió luego de la polémica por la mansión
presidencial destapada a fines de 2014.


Allí se supo que la primera dama había iniciado un
proceso de compra de una mansión de US$7 millones construida por una de las
sociedades de Hinojosa.


Luego, Rivera aseguró que había conseguido un
préstamo de una de las sociedades de Hinojosa y había dado una entrada del 30%
pagando con dinero obtenido durante su carrera como actriz de telenovelas.


Un mes después de que el gobierno declarara que no
había habido conflicto de interés en la compra de la mansión presidencial
Hinojosa transfirió millones de dólares a compañías offshore en Nueva Zelanda.


Ni el Grupo Higa ni Hinojosa Cantú se han querido
manifestar sobre las revelaciones.


BBC Mundo intentó sin éxito contactar con el
Grupo Higa.


En tanto, el presidente de TV Azteca, Ricardo Salinas
Pliego, utilizó dos empresas offshore, de acuerdo a Aristegui Noticias.


Una de ellas para comprar obras de arte en las Islas
Vírgenes Británicas y la otra para controlar la propiedad de una embarcación con
bandera de las Islas Caimán.


El Grupo Salinas respondió al portal: “Todas las
operaciones financieras del señor Ricardo Salinas Pliego se hacen con estricto
apego a derecho”, afirmó.


El gobierno mexicano aseguró que el servicio de
administración tributaria “abrirá revisión, en los casos que sea procedente, a
los contribuyentes referidos, tratándose de ciudadanos o empresas con
obligaciones fiscales en México”.


Panamá


Riccardo Francolini fue oficial o director de tres
compañías estatales, incluyendo la Caja de Ahorros, y pertenece al círculo
privado del expresidente de Panamá Ricardo Martinelli.


En enero de 2015, Mossack Fonseca rechazó ser el
agente de dos compañías offshore propiedad de Francolini porque la firma
panameña lo consideraba una persona políticamente expuesta.


Era el único propietario de Jamefield Investment en
las Islas Vírgenes Británicas. Fue también presidente y copropietario, junto a
su esposa, Iraida García, de Gladden Corporation, registrada en Bahamas en
1998.


Francolini no respondió a los pedidos de comentario
de la ICIJ ni a los medios locales.


Perú


Los documentos revelados en los Panamá Papers
incluyen a dos destacados personajes de la política peruana, dos de los
principales financistas de la candidata Keiko Fujimori, favorita en la primera
vuelta de las elecciones presidenciales, que se celebran este domingo 10 de
abril.


Uno es Jaime Yoshiyama Tanaka, exministro del
gobierno de Alberto Fujimori y jefe de campaña presidencial de Keiko Fujimori
en 2011, y el otro su sobrino, Jorge Yoshiyama Sasaki.


Yoshiyama Sasaki y Carlos Rubiños Zegarra son los
apoderados legales de la sociedad Tauton Enterprises LTD, constituida en
octubre de 2010 en las Islas Vírgenes Británicas a través del estudio Mossack
Fonseca.


Según IDL-Reporteros, medio que ha investigado los
documentos relacionados con Perú, la Oficina Nacional de Procesos Electorales,
que supervisa los gastos e ingresos de los partidos políticos durante la
campaña electoral, refirió en enero que Yoshiyama Tanaka y su sobrino Jorge
aportaron a la campaña fujimorista US$61.821 y US$61.519 respectivamente.


BBC Mundo trató sin éxito de ponerse en
contacto con Christian Peralta, asesor de prensa de la campaña de Fuerza
Popular.


El también candidato presidencial y exministro Pedro
Pablo Kuczynski aparece en los documentos divulgados.
Igualmente se vio involucrado el famoso chef Gastón Acurio.


Según Panamá Papers, dos sociedades offshore de
Acurio fueron registradas por Mossack Fonseca en las Islas Vírgenes Británicas
y en Panamá, y otra vinculada a su principal emporio gastronómico, Acurio
Restaurantes, también creada en Panamá y luego trasladada a otro paraíso
fiscal: Delaware en Estados Unidos.


Acurio confirmó a Ojo Público, medio peruano que
investigó los papeles, ser el dueño personal de sociedades offshore y admitió
que a través de ellas compró dos embarcaciones de lujo.


“He comprado un barco en las Islas Vírgenes y para
poder comprarlo tienes que fundar, o sea, tienes que ser el propietario de esta
compañía que es la propietaria de ese barco (…). Creo que no tiene nada de malo
ni de ilegal comprarse un barco por más chiquito, mediano, grande que te pueda
parecer”, dijo Acurio.


Uruguay


Según los documentos, la firma legal del uruguayo
Juan Pedro Damiani, presidente del equipo de fútbol Peñarol y miembro del
comité de ética de la FIFA tenían relación empresarial con tres personas
implicadas en el escándalo de la FIFA.


Se trata del uruguayo Eugenio Figueredo, ex
vicepresidente del ente mundial, y de los argentinos Hugo y Mariano Jinkis.


Los Jinkis, padre e hijo, están acusados de pagar
sobornos para lograr los derechos de transmisión de partidos en América Latina.


Los documentos indican que la firma legal de Damiani
representó compañías offshore ligadas a los Jinkis y a siete empresas
vinculadas a Figueredo.


En respuesta a la investigación del ICIJ y sus
socios, el comité de ética de FIFA ha iniciado una investigación preliminar
sobre la relación de Damiani con Figueredo.


Un portavoz del comité dijo que Damiani informó sobre
sus negocios con Figueredo el 18 de marzo, un día después de que los
periodistas le enviaran una cuestiones al uruguayo sobre el trabajo de su
despacho con compañías relacionadas con el ex vicepresidente de la FIFA.


Damiani no respondió a las peticiones de la BBC para
comentar la información aparecida en los documentos filtrados, pero sí se
dirigió a los medios de comunicación este domingo durante un partido de
Peñarol.


“Nuestra firma no mantuvo relación comercial alguna
ni realizó negocios con o para el señor Eugenio Figueredo, ni para ninguna de
las demás personas mencionadas en el artículo periodístico”, aseguró.


Venezuela


La palabra “Venezuela” aparece en 241.000 documentos,
que fueron investigados por una decena de periodistas venezolanos ligados a diferentes
medios (como Armando.info) y varias ONG locales (como Transparencia Venezuela).


La mayoría de lo que hasta ahora se ha revelado
señala a funcionarios del gobierno de Nicolás Maduro, que no se ha pronunciado
sobre las informaciones.


El caso que más comentarios ha generado fue el de
Adrián Velásquez, jefe de seguridad del fallecido expresidente Hugo Chávez, que
el 18 de abril de 2013, cuatro días después de la victoria de Maduro en las
presidenciales, formó una compañía en la República de Seychelles llamada
Bleckner Associates Limited por intermedio del bufete panameño Mossack Fonseca.


Velásquez y su esposa, Claudia Patricia Díaz Guillén,
expresidenta de la Oficina Nacional del Tesoro de Venezuela y exoficial de la
Armada, residen ahora en República Dominicana, según informan medios
venezolanos.


Otros funcionarios del gobierno, así como de las
Fuerzas Armadas y Petróleo de Venezuela, registraron empresas –algunas sin
actividad comercial, según los reportes– en paraísos fiscales.


11 millones de documentos que estaban en manos de la
firma legal panameña Mossack Fonseca fueron entregados al diario alemán
Sueddeutsche Zeitung, el que los compartió con el Consorcio Internacional de
Periodistas de Investigación. El programa Panorama de la BBC es uno de los 107
medios de comunicación en 78 países que han estado analizando los documentos.
La BBC no conoce la identidad de la fuente.


Los documentos muestran cómo la compañía ha ayudado a
clientes a lavar dinero, eludir sanciones y evadir impuestos.


Mossack Fonseca dice que ha operado sin reproches por
40 años y nunca ha sido acusado o imputado por actos criminales.

21 Vistas