07/02/2013

ARGENTINA: Entrevista a Pablo Micheli “El Gobierno juega el rol de los empresarios, hace el juego sucio”


-¿Cuál es el balance de la reunión con Hugo Moyano ?
 La verdad es que fue una buena reunión. Fui acompañado por Ricardo Peidro
(secretario general adjunto de la CTA) y Julio Fuentes (secretario
general de ATE), él estaba solo, se desarrolló por el término de dos
horas y se volvió a ratificar el camino de la unidad en acción, además
analizamos el tema del mínimo no imponible, de las asignaciones
familiares y de todas las reivindicaciones que planteamos el año pasado
en las jornadas de lucha y la continuidad de ese plan de lucha retomando lo que dejamos el 19 de diciembre.
Estamos planteando para marzo una movilización. En principio ellos
estarían presentando cerca de 500 mil firmas en el Congreso para
modificar el tema del tope para las asignaciones familiares, nosotros
ahí le agregamos la necesidad no sólo de modificar los topes sino
aumentarlas y unificarlas en todo el país para que sean universales en
serio y quedaron en ver el tema Plaini con Meguira (director del
Observatorio Jurídico de la CTA) para hacer una presentación en conjunto.
Ellos tienen la idea de ir al Congreso de la Nación movilizados a
presentarlo la segunda semana de marzo pero como nosotros habíamos
resuelto en la reunión nacional de la CTA, la movilización al ministerio de Trabajo el 14 y creemos que el tema paritarias es fundamental, él coincidió con eso pero lo tiene que discutir en el marco del Consejo Directivo de la CGT.
Por otra parte, se volvió a ratificar la caracterización del
Gobierno, las preocupaciones que tenemos sobre el tema de la
criminalización de la protesta, sobre el tema de las cosas no resueltas y el camino de la lucha.
-Este año, como el pasado la CTA vuelve a ser un actor político fundamental en la escena política nacional
 En principio todo indicaría que va a ser así, fundamentalmente por todo lo vivido el año pasado, la CTA es un actor que no puede ser secundarizado frente a los problemas nacionales, por lo tanto esto se va a potenciar
este año.
-¿Por qué creés que la CTA pasó a ser, luego de la ruptura, tan importante para el escenario político y social de todo el país?
 Yo creo que la decisión política de construir una Central de clase,
autónoma, con las banderas históricas desde la fundación de la Central,
con una nueva forma de hacer política no partidaria pero sí política fue lo que en definitiva la hizo crecer luego de lo que significó el primer impacto del quiebre.
Yo siempre tuve confianza de que esto iba a ocurrir, que las
condiciones objetivas en el país se iban a ir dando también. No podía
haber sido de otra manera porque hay una gran necesidad de pluralidad,
todo tiende a pluralizarse y no a uniformarse y el tema del unicato
sindical, por más que el gobierno y el poder lo quieran sostener, la
gente lo va a ir transformando por sí sola y la CTA va a ser un
referente fundamental en eso. Tiene que ver con la etapa que estamos
viviendo en el mundo y el debate de ideas y la decisión política de
jugar el papel de ser este tipo de Central: esas dos cosas fueron
cruciales para tener este tipo de protagonismo.
-Además a nivel internacional la Central es una referencia de lucha
 Sí, porque no sólo cambió la realidad de la Argentina con el paso del
neoliberalismo, también en el mundo cambió la realidad del trabajo y el
ejemplo de la CTA siempre fue un impacto, primero algo raro, distinto y
hoy es un ejemplo a seguir en muchos países.
-Y con respecto a los anuncios que ha hecho el Gobierno sobre el mínimo no imponible y el congelamiento de precios como medida para
frenar la inflación, ¿qué posición tiene la Central?
 Yo creo que ambas medidas no resuelven los problemas serios que tenemos
los trabajadores y el pueblo argentino. Lo del mínimo no imponible es
muy insuficiente respecto, no a la postura de máxima que teníamos de
eliminación, ya eso quedó lejísimos y el 20% ni siquiera cubre las
expectativas de lo porcentual porque la inflación fue superior al 50%,
inclusive coincidimos con la CGT que hizo un documento que habla del
51%, por lo tanto el 20% no llega a cubrir casi nada y se hace para que a la hora de la negociación paritaria los empresarios jueguen con esto.
El Gobierno está jugando un papel que deberían jugar los empresarios, hace el juego sucio: les está dando todos los elementos para que a la hora de discutir nos bajen el porcentual salarial. Lo mismo hacen con
este control de precios porque si no hay decisión política en serio de
controlar a los formadores de precios, si se toman medidas tibias para
temas de fondo, no hay resultados positivos y me parece que también esto es una situación para que la paritaria cierre en el sentido que quiere el gobierno.
-¿Por qué creés que recién ahora reconocen que hay inflación?
 Porque hay elecciones y porque están siendo conscientes de que el 54% del 2011 se ha comenzado a esfumar demasiado rápido y es reconocido públicamente a nivel nacional e internacional que lo del Indec es una mentira y que la inflación que maneja el Gobierno no tiene nada que ver con la realidad, entonces frente a ello no les queda más remedio que de alguna manera empezar a reconocerla.
– La última pregunta tiene que ver con el Congreso que la CTA está organizando para abril, ¿cuáles serán los principales ejes?
 Los ejes van a ser similares al último Congreso: la necesidad de contar con una Central de masas, con 100 mil delegados; ratificar la línea de unidad de acción y plantear dos o tres líneas de trabajo de aquí a fin
del mandato del 2014 que entre otras cosas pasa por la construcción de un referéndum por el tema de los bienes comunes, contra la megaminería y el extractivismo; ratificar los principios fundacionales de la Central y hacer un llamamiento con un documento, frente a las elecciones que va a haber este año, a que se modifique la hegemonía del kirchnerismo dentro de la Cámara de Diputados y Senadores, a efecto de poder modificar
alguna de las leyes que hoy perjudican a los trabajadores y al pueblo en general.
* Equipo de Comunicación de la CTA

16 Vistas