03/07/2014

PUERTO RICO: Empleados públicos protestan contra recortes

Cientos de empleados de corporaciones públicas protestaron este 2 de julio por los recortes de gastos impulsados por la gobernación de Puerto Rico, que destina 775 millones de dólares a reducir el déficit público. El nuevo presupuesto entró en vigor este 1 de julio luego de intensas negociaciones para presentar unas cuentas, que según el Gobierno, no incurren en déficit.

Cientos de empleados de corporaciones públicas protestaron este miércoles en el centro de San Juan por los recortes de gastos impulsados por la gobernación de Puerto Rico, Estado Libre asociado de Estados Unidos, y que afectan a sus salarios y beneficios.

Las trabajadoras y trabajadores públicos se concentraron frente al Centro Gubernamental Minillas, sede del Banco Gubernamental de Fomento (BGF), el Departamento de Transportación y Obras Públicas (DTOP), la Junta de Planificación, el Departamento de Asuntos del Consumidor (DACO) y la Autoridad de Edificios Públicos (AEP).

En la manifestación, el presidente de la Unión Independiente Auténtica (UIA), de la Autoridad de Acueductos y Alcantarillados (AAA), Alberto Hernández, indicó a la agencia Efe que su protesta va en contra de un presupuesto recién aprobado que destina 775 millones de dólares a reducir el déficit público.

“Esto nos afecta a todos, afecta a la economía de este país. ¿Cómo es posible que el trabajador siga siendo el esclavo que paga las deficiencias de esta Administración que ha llevado a la debacle de la economía?”, afirmó el líder de UIA, un sindicato que agrupa a más de tres mil empleados públicos.

La protesta contó con el respaldo de los sindicatos agrupados en la Corporación para el Fondo del Seguro del Estado, la Hermandad Independiente de Empleados Profesionales de la AAA, la Autoridad de Puertos y la Administración de Compensaciones por Accidentes de Automóviles.

“Nosotros siempre hemos dicho que el pueblo somos nosotros mismos. Quien crea que no le toca esta debacle de este Gobierno, está bien confundido”, señaló Hernández.

El nuevo presupuesto de nueve mil 565 millones de dólares entró en vigor este 1 de julio luego de intensas negociaciones para presentar unas cuentas, que según el Gobierno, no incurren en déficit, algo que no ocurría en Puerto Rico desde hace 22 años, ya que tradicionalmente los gastos programados siempre han sido superiores a los ingresos.

La protesta de los trabajadores públicos se suma a las muestras de descontento social en la isla, donde este martes agentes de la Policía de Puerto Rico se apostaron en la sede de la Asamblea Legislativa y marcharon hasta La Fortaleza (casa de gobierno) en reclamo de sus derechos laborales, en una acción inédita en la historia de Puerto Rico.

8 Vistas