03/04/2013

COLOMBIA: Mala prestación de los servicios médicos a los docentes guajiros

Entendemos, que existe una política muy bien definida por parte de los gobiernos neoliberales, consistente en acabar con este régimen especial, aplicando una política de desfinanciación del fondo. La deuda del Estado colombiano con el fondo asciende a 60 billones de pesos. La cifra nos indica que el problema es de gran calado, pero, no ha existido ni existe voluntad política por parte de los gobiernos para buscar una salida de fondo al problema y las regiones están al límite de su resistencia, toda vez, que los servicios médicos se deterioran de tal manera que se pone en peligro la vida del docente y su núcleo familiar.

El modelo de salud del magisterio colombiano tiene una buena fuente de recursos: El gobierno aporta el 8.5% de la nomina oficial, el 4% aporte de los educadores activos y el 12% aporte de los pensionados. En este año, para la atención de los contratos de Servicios Médicos-Asistenciales se estableció una asignación de un billón setenta y tres mil ochenta y siete millones trescientos setenta y dos mil setecientos noventa y siete pesos ($1.073.087.372.797).Este monto es suficiente para que los docentes colombianos tengamos unos servicios médicos oportunos, eficientes, de calidad y con criterio científico. Entonces,¿Por qué la crisis? Los gobiernos canalizan los recursos asignados para la salud al pago de las pensiones de los docentes colombianos, a promoción y prevención, y riesgos profesionales, que deberían pagarse con recursos de la nación. La Fecode ha expresado reiterativamente, que los recursos de la salud sean para salud.

En el departamento de La Guajira podemos decir que no tenemos servicios médicos. Existe un comportamiento por parte de la UT-Oriente-Clínica Riohacha, que raya en el cinismo, en el hagan lo que quieran.

Los docentes de la Guajira, le hemos expresado a la Sociedad Medica-Clínica Riohacha, que deje del contrato que tiene con la Unión Temporal UT Oriente Región 5. Toda vez, que no tiene la capacidad económica y técnica para cumplir con los términos de referencia. Estos se cumplen cuando se cuenta con los recursos suficientes para la contratación de personal competente para prestar el servicio médico y para la consecución de aparatos, laboratorios y la tecnología de punta necesaria. La Clínica Riohacha no cuenta con esta infraestructura. La Fiduprevisora debe ponerse seria y ser más minuciosa en el sentido de quienes le prestan los servicios médicos a los docentes colombianos.

En oficio, fechado el 8 de octubre de 2012, la Sociedad Médica le expresa a la Asodegua, sus preocupaciones en torno a la problemática de la salud: “Y si Uds. me preguntan por qué razón a pesar de estar generando perdidas se mantiene la ejecución del contrato, es porque aspiramos y esperamos que más temprano que tarde se realicen los ajustes retroactivos por parte del Fondo…que han surgido de los estudios realizados sobre la estimación de la UPMC,lo anterior basado en principios de la buena fe, la confianza mutua y la eticidad en las relaciones contractuales”. La Fecode, ha solicitado a los contratistas que si no pueden cumplir con lo firmado en los contratos que los entreguen a Fiduprevisora.

En reunión del Plenum Departamental de la Asodegua, realizado el 19 de marzo de 2013, se aprobó por unanimidad el día 3 de abril, como fecha de inicio del paro Departamental indefinido.

 

Fuente: Asociación de Educadores de la Guajira (ASODEGUA)

9 Vistas