Centrales brasileñas exigen medidas de protección para los trabajadores

Brasil

18/03/2020

Centrales brasileñas exigen medidas de protección para los trabajadores

Las centrales sindicales brasileñas expresaron su preocupación por la expansión del coronavirus en el país y exhortaron a sus organizaciones de base a suspender los actos previstos para el Día Nacional de Luchas de este 18 de marzo. Sin embargo, convocan a mantener la jornada de lucha, con paros y protestas virtuales.

Mediante un comunicado, las diez centrales sindicales de Brasil señalan que el virus llega al país “en un momento de estancamiento económico, desmantelamiento de los servicios públicos, aumento de la pobreza”, así como de aumento del desempleo y del trabajo informal.

“La crisis de una pandemia expone la fragilidad de las medidas neoliberales adoptadas en Brasil, con la privatización de los servicios públicos, la desregulación del trabajo y la exclusión del Estado como garante de los derechos sociales”, afirman.

Jair Bolsonaro violó su cuarentena y participó de un acto público el pasado 15 de marzo.

“El momento que estamos atravesando no tiene precedentes en la Historia reciente”, sostienen las organizaciones de trabajadores de Brasil. Y denuncian que el presidente Jair Bolsonaro, “en vez de encabezar medidas de lucha y prevención contra la propagación del virus, evade su cuarentena, violando todas las determinaciones de las autoridades de salud mundiales, para fomentar y participar de actos públicos que reivindican el ataque a la democracia y la intervención militar en Brasil”.

Ante la negligencia del gobierno, las centrales sindicales exigen “medidas efectivas de protección a la vida, a la salud, al empleo y a los ingresos de los trabajadores y trabajadoras”.

“Para enfrentar este momento, es necesario garantizar que el Estado brasileño tenga agilidad y recursos para, por medio de los servicios públicos, garantizar la atención a toda la población, en los servicios de salud, de asistencia social y en los planes de atención a los trabajadores y trabajadoras. El Congreso debe suspender inmediatamente todas las medidas que eliminen derechos laborales”, declaran las organizaciones sindicales.

Como primera medida, piden la suspensión de la Enmienda Constitucional 93, que congeló la inversión pública y que solo en el año 2019 eliminó 4 mil millones de dólares del presupuesto de salud. También, afirman, “es necesario suspender los dispositivos de la Ley de Responsabilidad Fiscal que impiden el aumento de la inversión en salud en los estados y municipios”.

Protección a los trabajadores

También exigen medidas que aseguren la protección y la estabilidad de los trabajadores durante esta crisis sanitaria, como la ampliación del seguro-desempleo, ayuda escolar para familias con hijos, licencias justificadas en caso de cuarentena y apoyo económico para trabajadores informales, entre otras propuestas.

Seguridad alimentaria

Asimismo, defienden la implementación de medidas que garanticen la seguridad alimentaria de la población más vulnerable, como destinar más recursos al programa Bolsa Familia, congelar los precios de los productos de primera necesidad, reducir el precio del gas de cocina, facilitar el acceso a la merienda escolar, entre otras.

Protección de la salud

Por último, las centrales brasileñas exigen medidas de protección a la salud, como el aumento del presupuesto destinado a ese sector, la contratación de nuevos profesionales de salud a través del programa Más Médicos, realizar concursos públicos para ampliar la fuerza de trabajo del sistema público y garantizar el test del coronavirus para toda la población.

Lea aquí el comunicado completo.

 

202 Vistas