CLATE define la igualdad de género como una de sus metas prioritarias

10/04/2017

CLATE define la igualdad de género como una de sus metas prioritarias

En el marco del Congreso Cincuentenario de la CLATE, realizado en Cartagena de Indias, Colombia, a fines del mes de febrero pasado, los delegados aprobaron una serie de documentos de trabajo y acción en distintas áreas estratégicas para la Confederación. Uno de ellos es el referido a la problemática de género, en el cual la CLATE se compromete a trabajar para la incorporación de la perspectiva de género “para el fortalecimiento de las organizaciones sindicales que necesitamos, mujeres y varones, en el avance hacia modelos de desarrollo sustentables, justos e incluyentes”.

El documento señala que, a pesar de los logros de las mujeres en diversas esferas, “aún persisten fuertes patrones de desigualdad de género en el trabajo: en la participación laboral, la segregación ocupacional y los ingresos, la precariedad laboral, la participación en posiciones de decisión, influencia y poder, así como en la distribución del tiempo no remunerado que hombres y mujeres dedican al cuidado de la familia”.

Según el informe regional sobre “Trabajo Decente e igualdad de género” elaborado conjuntamente por CEPAL, FAO, PNUD, ONU Mujeres y OIT en noviembre de 2013, en América Latina y el Caribe la tasa de desempleo de las mujeres, de 9,1%, es 1,4 veces la de los hombres y éstas reciben ingresos menores en todos los sectores ocupacionales.

Según el documento aprobado por CLATE, la desigual carga que asumen las mujeres en las tareas de cuidados de la familia no sólo explica las diferencias de ingresos con respecto a los hombres, sino que también es “una de las razones que las ponen en una situación de desigualdad en la participación política y sindical, sobre todo en el acceso a los cargos de más alta responsabilidad”.

Asimismo, la CLATE considera que “no sólo existe desigualdad de género, sino que también se observan enormes desigualdades entre las mujeres”. Y señala que “en América Latina y el Caribe no es lo mismo ser una mujer indígena o afrodescendiente, joven, residir en zonas urbanas o rurales, vivir en su país o ser migrante, tener o no hijos, estar en la tercera edad”.

“La superación de estos y otros problemas que las afecta requiere caminar en la dirección de políticas y prácticas con perspectiva de género, más inclusivas e igualitarias”, destaca la CLATE. “En este sentido es fundamental la autonomía económica de las mujeres, que se construye con la generación de trabajo con derechos, con protección social, con sindicatos más inclusivos y con sistemas para los cuidados”, añade el documento.

Para ello, “las organizaciones sindicales debemos insistir en la aplicación de políticas de desarrollo y empleo que contengan una perspectiva de género; incorporando el tema en la agenda pública, promoviendo leyes y normas relacionadas con la igualdad de género, generando la ampliación de instancias de diálogo social con mayor participación de mujeres, la apertura y apoyo a su participación en el espacio público”.

Por último, el documento concluye que “la actual coyuntura constituye una oportunidad indeclinable para la incorporación de la perspectiva de género, como una de las metas prioritarias para el fortalecimiento de las organizaciones sindicales que necesitamos, mujeres y varones, en el avance hacia modelos de desarrollo sustentables, justos e incluyentes”.

Descargue aquí el documento completo.

80 Vistas